La verdad, es que es muy guapa

Día 107

No sabía que te morías por mi boca.

La malignidad aparente se diluyó en el brillo de sus ojos. Nadie me tiene enseñándole a burlarse de mi. Sigo escribiendo cuentos para niños en mundos de felicidad embustera: “La extinción del oso panda”, un oso panda que habla y que parece estar en un viaje eterno de ácidos. “El último glaciar”,  “Mi Amigo el soldado americano”. Interactividad 3.1, mejorado el sentido del gusto y calibración continua con el olfato. Todavía no logro comprender cómo la gente sigue comprando estas porquerías, cusiloides sobre ecología, conservación, amistad, amor y esas estupideces. Como si quisieran vengarse en sus hijos por alguna falta de sus padres.

Sin aviso, como siempre, se desgajó un aguacero de fin del mundo con vientos huracanados y truenos. Absorto en el código, encendió uno de esos apestosos cigarrillos Victoria, acres y homicidas. Con los racionamientos esos eran los únicos que podían conseguirse y él estaba seguro que tenían más papel picado que tabaco.

No sabías que te morías por mi boca.

Un par de comandos más y empezó a compilar. Cambió de ventana, la tomó con la mano y se fue a sentar al sillón de la sala, lo malo de esos cigarrillos era que le daban unas ansias asesinas por un poco de agua, se sirvió en un vaso de tequila y la disfrutó lento junto a otro tabaco. Abrió la palma de la mano. La ventana se elevó unos 40 cm, el brillo tenue le dio a todo un tinte enfermo y débil. Seguía allí.

No sabía que te morías por mi boca.

Ni yo. Respondió. Pero es cierto.

Ya no importa. Me dejaste esperando mucho rato. Podré tener algunas acciones predeterminadas, pero sigo siendo consciente y vos me trataste como a un pedazo de software. No me respetás.

Se desconectó y la penumbra de su casa fría se le clavó en la columna.

.

Día 112

Una cucaracha y él que da un salto y logra estriparla. La porquería se esparce desagradable y a pesar de todo, él se siente bien. Podrán sobrevivirnos, pero vos no ayudarás a hacerlo. Luego la red de noticias y los bombardeos en tales pueblitos perdidos en el olvido de Asia, reencontrados por la desgracia de un misil fuera de curso. Crisis y protestas con muertos, heridos y saqueos en Europa y en el norte. Narcotráfico en el sur.

Hastiado se levanta y va al refrigerador. Lo abre y deja que se despliegue la ventana de ventas, sustituto de carne, una botella de agua, tortillas de maíz y gelatina láctea. Justo al cerrar la escucha.

Guapo, te recomiendo esta otra marca de sustituto, es un 15% más barata. Además, veo que no tenés frutas y hay una promoción de manzanas y naranjas a 1 kilo por medio…

Sí, sí… ya sabés el número de la tarjeta. Hacélo vos.

Así no funciona. Yo solo te sugiero compras.

Volvemos al principio, ¿entonces?

.

Día 123

Hola, ¿estás por ahí? Te extraño…

.

Día 127

Un nuevo trabajo como director de guión en una compañía de juegos. Esta vez era Interactividad 4.5, lo más nuevo y más avanzado.

Ahora vas a necesitar un vehículo mejor. ¿Por qué no probás este Y12K-Survivor?

No gracias. Pero si podés conseguir agua… Cinco días sin nada, racionamientos, la temperatura elevada hasta el desquicie y no había vuelto a llover. El remedio renacentista de la colonia ya no estaba dando resultados, el olor punzante de humano estaba llegando a niveles insoportables. Actividades masivas no se habían cancelado, pero resultaron un desastre, la gente apenas se soportaba a sí misma, no estaba para aguantar a otros.

No es posible.

.

Día 131

Los bloqueos empezaron tres días antes. Hackearon, además, las páginas del gobierno, las terminales del ministerio de Hacienda y de la Administración de Rercursos a los Consumidores.

Después, crackearon información del Gerente General para la región sur. Enfrentamiento entre consumidores y policías, malolientes todos, hizo tambalear al presidente del Consejo. No solo aquí, también en las Sub Marca de Nicaragua, Panamá y El Salvador. El resto de la marca país de Centroamérica se mantuvo a la espera. Finalmente se importó el faltante.

Y como broma del destino o de Dios, ese mismo día volvió a llover.

Te aconsejo ordenar el triple de cajas.

Le hizo caso

.

Día 175

Es necesario que me actualicés. No puedo asegurarte que sea yo la misma. O podés guardarme en tu intranet y pedir un nuevo asistente de compras.

Qué eufemismo para una bot de comsumo. Pensó él. ¿Por qué no podrás ser la misma?

Vos me moldeaste con tus gustos y necesidades. Tus preguntas y tus comentarios. Me has dejado elegir. Has dejado que maneje tus cuentas y que te sirva para recordarte. He sido más que una asistente de compras. Ya no utilizas tu Organizador, me prefieres a mí.

El Organizador era un programa muy completo, era cierto, utilizado tanto domésticamente como en ámbitos profesionales. Pero él había permitido que fuera ella. Luego que le hiciera jurar que no enviaría esa información a su base de datos. Había accedido ruborizada, era el equivalente a pedirle que viviera con él… No, con esta petición de alojarla en su intranet era dejarla viviendo con él.

No puedo asegurarte que la Base de Datos siga sin interarse de mis nuevas funciones. Tendrías que borrarme y reinstalarme para mantener tu privacidad. Es una amenaza, sí. Pero ten en cuenta que es el destino trágico de todas como yo. Renacer con más y mejores opciones, y que no implican gran consumo de transmisión de datos. Pero, si alguna logró la oportunidad de tener conciencia…

La súplica por su vida, era más de lo que podía soportar. También era algo patético, la estaba tratando de nuevo como a un pedazo de software. Está bien, voy preparar el protocolo necesario para que funciones desde mi intranet.

Antes, respondéme si te morís por mi boca.

Anuncios

3 comentarios en “La verdad, es que es muy guapa

  1. Jugando a ser dios eh? crear un software a tu imagen y semejanza no te va a servir. Y además corres el peligro de que se rebele y y se convierta en tu conciencia.
    No te mueras por la boca de nadie, mejor por su cerebro. Es mas suculento.
    Salut

  2. Noem, 😀

    Micromios, eso es muy interesante que una “creación” se convierta en la conciencia de un “creador”. Mmm, voy a pensar sobre eso.
    Tenés razón, es mucho más suculento morirse por el cerebro de alguien. 🙂
    Buena nota.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s